Los mejores

El Gobierno cuenta con más recursos que ninguna otra Autonomía gracias a un Concierto excepcional.

Siempre me ha parecido sospechosa la insistencia del Gobierno Vasco de compararnos con el resto de España, especialmente en materia económica. Si somos tan estupendos como algunos creen, deberíamos compararnos con Europa para situarnos en una especie de ranking, en el que nuestras variables más sensibles -inversión en I+D, solidez financiera, digitalización-, tuviesen la referencia del contexto en el que competimos. Podemos entender que Madrid nos haya sobrepasado en cuanto a renta per cápita, habida cuenta del trato de favor que recibe. Lo que no parece tan lógico es que el informe PISA nos sitúe en un puesto mediocre en materia educativa a pesar de que nuestro gasto por alumno es el mayor de España. Aun peor, nuestros últimos datos de contagios han sido de los peores de España, a pesar de que la Sanidad vasca no ha sufrido ningún tipo de recortes, como el propio lehendakari se ha encargado de recordar.

El Gobierno Vasco cuenta con más recursos que ninguna otra Comunidad Autónoma gracias a un Concierto excepcional, lo que no ha servido para rebajar la presión fiscal, ni para proporcionar ayudas de una cuantía decente al tejido económico afectado por la pandemia, algo esencial si queremos salir de esta crisis de la mejor manera posible. Lo que está ocurriendo transmite la impresión de que no tenemos la administración vasca que muchos esperábamos, una administración más eficiente, ágil, y económica que la que habíamos soportado anteriormente, la del centralismo madrileño. Una administración que nos proporcionaría un desarrollo diferencial.

En lugar de eso vivimos de los restos del naufragio, una Industria que es un pálido reflejo de lo que fue, y una iniciativa empresarial que el Gobierno no ha hecho nada por potenciar.

LegalCookiesCondicionesSuscripcionesContactoNosotros

Todos los derechos reservados Industria y Comunicación S.A.