La economía sí se crea y se destruye

El 32º Encuentro Empresarial de Elkargi evidencia los problemas de la transición energética

Foto de familia de los ponentes en el Encuentro Empresarial de Elkargi con representantes de la entidad de garantía recíproca y de las instituciones públicas.

FOTO:

ELKARGI
Jesús Galindo
San Sebastián
1/7/2022

La energía ni se crea, ni se destruye: se transforma. La economía es exactamente lo contrario: se crea y debe transformarse para no ser destruida. El desafío planteado en el XXXII Encuentro Empresarial de Elkargi: ‘La economía actual ante su transformación’ mostró las tensiones e incertidumbres desatadas alrededor de la transición y los riesgos/oportunidades. El presidente de Repsol, Antonio Brufau, se mostró demoledor con las políticas aplicadas en Europa y su escaso éxito por “enfatizar en la sostenibilidad, pero olvidando la industria y la competitividad” y también por “no respetar la neutralidad tecnológica”, ya que “la descarbonización no pasa solo por la electrificación”. La directora general adjunta de la OMC, la costarricense Anabel González, advirtió contra una peligrosa reacción “desglobalizadora” y “proteccionista” que debilite el comercio mundial. Por su parte, el vicepresidente del BEI, el luso Ricardo Mourinho- Félix, incidió “en la urgencia de actuar contra el cambio climático”, aunque subrayó que “ahora el reto es cumplir”, dado que “la transición no será sencilla”. Sí dejó claro que ésta “será imposible si no se movilizan los recursos privados”, al tiempo que requirió de las autoridades europeas no solo herramientas sino “la necesidad de coordinar y priorizar políticas públicas europeas” en toda la Unión.

Brufau: “¿Qué queremos ser?”

Sin ninguna duda, la intervención contracorriente del presidente de Repsol provocó la mayor atención de los asistentes al Kursaal. Incidió en la crítica a la producción reguladora de la Comisión, pero dejando claro que “no podemos dejar de descarbonizar. Al planeta no le queda mucho tiempo y hay que actuar con rapidez”. Este principio no le impidió enmendar las guías europeas en este campo: “Rusia nos ha puesto ante nuestra vulnerabilidad. Hay que hablar de qué queremos energéticamente”.

Antonio Brufau, presidente de Repsol.

En su exposición se mostró muy crítico con los resultados de la política europea: “Desde hace años, Europa establece objetivos para elevar el peso de la industria en el PIB, que fracasan una y otra vez. Sin industria no hay desarrollo”. No se olvidó de que “tampoco hemos conseguido un mercado único de la energía”, con cada país actuando de manera diferente. Europa pretende liderar la sostenibilidad en el mundo, cuando “emite el 8 por ciento del CO2, mientras que China emite una tercera parte” y su presidente ya ha dicho que su prioridad medioambiental no es alcanzar los objetivos en 2050. Por ese motivo, se mostró especialmente decepcionado con un modelo que se olvida de la “industria y la competitividad” y que ha provocado que “los precios de la energía suban; alza que ha llegado para quedarse. Lo de Rusia solo ha acelerado una corriente que empezó en 2021”.

Por si faltaba algo más en la ecuación, Brufau denunció que “la ley que prepara el Gobierno para crear el Fondo Nacional de Sostenibilidad del Sistema Eléctrico es un torpedo para la industria. Pretende que los carburantes paguen los errores del sistema eléctrico”, generando “un nuevo recargo en un momento de gran presión en los precios, lo que hará menos competitiva a la industria. No se puede terciarizar la economía a cuenta de la industria”.

La exposición de Brufau profundizó en otro aspecto lesivo para Europa: “la falta de neutralidad tecnológica. La solución no pasa solo por la electrificación. Es una política exagerada que solo apuesta por la energía limpia y prohibe la de origen fósil, que actualmente es el 80 por ciento de la matriz energética mundial y que la propia ONU considera clave para la transición energética. Desacoplar el crecimiento de las emisiones exige la suma de eficiencia energética, generación renovable, eliminación del metano, biocarburantes, hidrógeno verde, captura de CO2... Son parte de la solución”.

Desde su punto de vista, las decisiones que se toman limitan la I+D en áreas que “van a solucionar el problema y que están por desarrollarse. La transición es a 2050, no para mañana”.

Comercio mundial

La responsable de la OMC, en su disertación, destacó los riesgos de la situación actual para el comercio mundial y las cadenas de suministro. Se mostró preocupada por “el riesgo de fragmentación del comercio mundial” y por la incidencia de las políticas proteccionistas en “el aumento de los costes y las tensiones y en el freno de las inversiones verdes”. Los datos de la OMC, de momento, desmontan que se registre un movimiento desglobalizador, más bien parece que se da “una reorganización de las cadenas de suministro con mercados más profundos y diversificados”, lo que ofrece una gran oportunidad. Se mostró contraria al “proteccionismo digital”, que frena “la cooperación comercial en los servicios”, que ya suponen “casi el 50 por ciento del volumen del comercio mundial”.

Anabel González, Directora general OMC.

Anabel González concluyó su intervención animando a “comprometerse con el comercio multilateral”, cuyo desarrollo y beneficios económicos requiere “condiciones claras, predecibles y uniformes”.

Urkullu cierra la jornada

El Lehendakari Urkullu clausuró el encuentro empresarial con un detallado recorrido a las ayudas implementadas por el Gobierno Vasco para hacer frente a las crisis sufridas en los últimos años y también con una felicitación a Elkargi por su papel en unos momentos tan críticos. Como prólogo a la jornada, el presidente de la sociedad de garantía recíproca, Josué Sánchez, ya había destacado que “Elkargi es más necesaria que nunca”, sobre todo en “una coyuntura de desafíos y amenazas, en la que debemos apostar por la inversión y por la industria como motores de nuestra economía”.

Elkargi mantiene en 2022 la intensidad en la concesión de avales

La incertidumbre, de momento, no ha afectado al negocio avalista de Elkargi, auténtico termómetro de la confianza empresarial vasca. Todo parece en contra, pero el director general de la entidad, Zenón Vázquez, confirmó que, en los cinco primeros meses de 2022, formalizaron garantías por un importe de 183 millones de euros, lo que supuso un incremento del 20 por ciento. Este buen saldo interanual se agregó al repunte de 2021, en el que los avales sumaron 370 millones de euros de riesgo con un alza del 25 por ciento sobre 2019 y del 50 por ciento sobre 2018. El director general de Elkargi no se aventuró a lanzar un pronóstico sobre el ejercicio en marcha, dado que “afrontamos escenarios de incertidumbre y transformación” y que el crecimiento del PIB “se revisa a la baja” cada poco tiempo, aunque sí subrayó que “crecemos y que cuatro de cada 10 operaciones las formalizamos con el sector industrial”, y también que las garantías “para inversión superan en 2,5 veces las destinadas a circulante”, lo que es una buena señal económica.

Josu Sánchez, presidente de Elkargi.

La morosidad es otro elemento que todavía no indica un cambio de ciclo : “Hasta el momento no ha registrado movimientos significativos”, aunque los próximos meses serán clave en este apartado por el “fin de la moratoria concursal el 30 de junio”. Nuevo colchón GV-Elkargi Como novedad y antídoto para la morosidad en los próximos meses, Zenón Vázquez anunció que “próximamente el Gobierno Vasco publicará un decreto por el que se prorrogará un año más la carencia covid, hasta junio de 2023, pero no el plazo de amortización”, que se mantendrá en ocho años para los avales novados en 2021. Elkargi alargó plazos a 5.000 operaciones ‘covid’ y “ahora nuestra consultas con las empresas sitúa la cifra en unos cientos, por lo que la necesidad se ha reducido de forma importante, pero queremos estar al lado de las empresas”. El presidente de Elkargi, Josu Sánchez, destacó que este compromiso se refleja en los más de 1.700 millones de riesgo vivo y en el aumento de la base societaria en 7.000 empresas en los tres últimos años, hasta superar los 22.500.

LegalCookiesCondicionesSuscripcionesContactoNosotros

Todos los derechos reservados Industria y Comunicación S.A.